Consterna al Valle la muerte de “Kika” de la Garza

Gran impacto causó entre los residentes y autoridades del Valle de Texas la muerte del ex congresista Eligio “Kika” de la Garza a la edad de 89 años ocurrida el pasado lunes.

Eligio “Kika” de la Garza II, ex congresista por el Distrito 15, falleció el lunes a los 89 años de edad.

De la Garza II, quien sufría de insuficiencia renal, pasó sus últimos momentos con su familia en el Centro de Salud  “La Leyenda” en la ciudad de McAllen.

Su funeral está programado para el viernes a las 2 pm en la Iglesia Católica Nuestra Señora de Guadalupe, en Mission.

De la Garza II creció en la ciudad de Mission y a la edad de diecisiete años se enlistó en la marina de Estados Unidos, donde sirvió por dos años. De la Garza optó por continuar su educación en Edinburg Junior College y en la Escuela de Artillería del Ejército de los Estados Unidos en Fort Sill,  Oklahoma. Durante dos años, a partir de 1952, fue teniente en el ejército del 37 ° Regimiento de Artillería de Campo desplegado en la Guerra de Corea. Después de regresar a casa, completó su licenciatura en derecho en la Escuela de Derecho de la Universidad St. Mary en San Antonio. Posteriormente, practicó leyes durante varios años en el Valle del Río Grande y fue elegido para la Cámara de Representantes de Texas.

Captado en Washington teniendo al fondo el Capitolio, donde De la Garza sirvió como congresista durante 30 años.

EN EL CONGRESO

De la Garza II ejerció su puesto como congresista del Distrito 15 de Texas desde 1965 hasta 1997.

Durante sus años de servicio, fue autor de proyectos de ley para proteger la educación y el ambiente, propuso crear escuelas preescolares patrocinadas por el estado y más puentes internacionales a México. De 1955 a 1957, fue el único miembro hispano del Congreso.

El senador estatal Juan “Chuy” Hinojosa, el congresista De la Garza y su esposa, Lucille de la Garza.

Ocupó el puesto de presidente del Comité de Agricultura de la Cámara de Representantes, desde el 1981 hasta 1995, y fue miembro de rango del mismo Comité desde 1995 hasta que se jubiló en 1997. También fue miembro fundador del Caucus Hispano del Congreso.

Fue partidario de los derechos civiles y luchó por construir relaciones más fluidas entre los Estados Unidos y México. Trabajó para mejorar el comercio entre las dos naciones y fue crítico para aprobar la legislación que promulgó el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Kika” de la Garza al agradecer el homenaje que se le tributó tras anunciar su jubilación como congresista.

Tras su jubilación como congresista se dedicó a la vida privada residiendo en la ciudad de McAllen, donde gozó de un gran aprecio y respeto de la comunidad.

RECONOCIMIENTO

Su trayectoria hispana y congresional fue reconocida ampliamente imponiéndosele su nombre a varias obras federales, entre ellas, a una carretera del Valle, al edificio federal de McAllen y al puente internacional de Pharr. Además fue nombrado “Texano Fronterizo del Año” y recibió el premio Ohtli, la máxima distinción que otorga el Gobierno de México a los miembros de la comunidad que destacan por su trabajo en beneficio de los mexicanos que radican en el exterior, entre muchos otros reconocimientos.

Muchos se unen a la pena que embarga a la familia De la Garza. El congresista Henry Cuéllar, del Distrito 28, declaró que Texas ha perdido a un gran líder. Vicente González, congresista del Distrito 15, coincidió en destacar la gran trayectoria de quien fuera por 30 años representante en el Congreso por el Valle de Texas.

Por su parte, el congresista Filemón Vela, quien sirvió como interno para el congresista De la Garza II, expresó que él fue una pieza fundamental para su decisión de postularse al Congreso.

Muchos que conocieron a “Kika” lo describen como una persona accesible, sencilla, amable, un hombre de familia. “Además de ser todo esto, era un “ícono” para esta región en Washington”, expresó el senador estatal Juan “Chuy” Hinojosa.

Una leyenda que  fallece, pero su legado vivirá por siempre.

Comparte tu opinión.