El texano Julián Castro deja la contienda presidencial

Washington, (Notimex).- El político latino Julián Castro anunció que abandona la carrera por la candidatura a la presidencia del Partido Demócrata. En su cuenta de twitter agradeció a sus seguidores y se declaró orgulloso de lo que juntos lograron.

El antiguo secretario de vivienda y desarrollo urbano no lograba subir en las encuestas y su recolección de fondos tampoco logró repuntar, lo que lo mantuvo fuera de los debates organizados en noviembre y diciembre que requerían mínimos en estos dos aspectos, informó la página de internet de la revista Time.

“Con sólo un mes para (el caucus de) Iowa y dadas las circunstancias de esta temporada de campañas he determinado que simplemente éste no es nuestro momento” aseguró, refiriéndose a las votaciones del partido locales más relevantes del país por su simbología, informó la cadena CNBC.

Castro era el único candidato latino de la contienda, nieto de una inmigrante mexicana, y su discurso se centraba sobre todo en los temas de vivienda y migración.

Sólo cuatro de los candidatos demócratas no son blancos, lo que ha sido criticado por algunos de los seguidores y sólo Andrew Yang ha calificado para algunos de los últimos debates.

Julián Castro fue de los primeros candidatos en pronunciarse en contra de las medidas de Trump para detener a quienes cruzaban las fronteras estadounidenses, sobre todo criticó el trato cruel contra los menores no acompañados y a quienes se mantenían en los centros de detención.

Fue alcalde de San Antonio, Texas y mientras fue secretario con Barack Obama resaltó su trabajo, por lo que los medios locales consideran que podría estar entre los elegidos para vicepresidente, dependiendo de quién gane la candidatura oficial.

Con su renuncia 14 candidatos se mantienen en la contienda demócrata de los cuales sólo cinco están acreditados para los debates, según el orden de las encuestas la preferencias los colocan en el siguiente orden: Joe Biden, Bernie Sanders, Elizabeth Warren, Pete Buttigieg y Amy Klobuchar.

Comparte tu opinión.