Empresas deben revisar reglas de deducciones de depreciación

Empresas deben revisar reglas de deducciones de depreciación

Las empresas deben conocer las reglas tributarias para deducir la depreciación de ciertas propiedades. Esta deducción puede beneficiar a contribuyentes comerciales que sean elegibles. La Ley de Empleos y Reducción de Impuestos hizo cambios a las reglas sobre la depreciación que afectarán a muchas empresas.

En primer lugar, las empresas deben recordar que generalmente se puede depreciar propiedad tangible, excepto los terrenos. La propiedad tangible incluye:

• Edificios

• Maquinaria

• Vehículos

• Muebles

• Equipo

A continuación, tome en cuenta algunos cambios en la depreciación de negocios bajo la reforma tributaria:

• Los contribuyentes pueden gastar más, de manera inmediata. Las empresas pueden optar por costear los gastos de una propiedad y tomar la deducción el año en que se ponga en servicio.

• La deducción máxima aumentó de $500,000 a $1 millón.

• El límite de eliminación gradual aumentó de $2 millones a $2.5 millones.

• Los contribuyentes pueden incluir mejoras hechas a propiedades no residenciales. Las mejoras deben haberse realizado después de la fecha en que la propiedad se puso en servicio por primera vez.

Estas mejoras incluyen:

o Cambios en el interior de un edificio

o Techos

o Sistemas de calefacción y aire acondicionado

o Sistemas de protección contra incendios

o Sistemas de alarma y seguridad

Mejoras que no califican:

o Ampliación del edificio

o Servicio a ascensores o escaleras mecánicas

o Marco interno del edificio

Estos cambios se aplican a la propiedad puesta en servicio en años contributivos a partir del 31 de diciembre de 2017.

Comparte tu opinión.