LUPE recibe prestigioso premio por su trabajo de derechos humanos en la frontera

La Unión del Pueblo Entero (LUPE) fue recientemente galardonada en Washington, D.C., con el Premio Robert F. Kennedy de Derechos Humanos 2019, premio que honra a aquellos que se enfrentan a la opresión con un grave riesgo personal en la búsqueda no violenta de los derechos humanos.

Hace 50 años, el senador Robert F. Kennedy se unió al cofundador del Sindicato de Trabajadores Agrícolas Unidos, (UFW, por sus siglas en inglés), César Chávez, para romper un ayuno de sólo agua de 25 días y comprometerse a trabajar sin la violencia para el cambio social. Desde entonces, la familia Kennedy y el movimiento de trabajadores agrícolas han honrado a las organizaciones no violentas.

Desde 2016, LUPE ha enfrentado desafíos diferentes y difíciles, ayudando a los residentes de bajos ingresos de la frontera del sur de Texas a organizarse para construir poder, crear oportunidades y ganar una mejor calidad de vida. Con la actual crisis humanitaria en la frontera, las familias LUPE dan la bienvenida a los nuevos inmigrantes a la nación mientras abogan por una reforma migratoria a largo plazo.

Con cada solicitante de asilo al que le dan la bienvenida, cada comida caliente que sirven, cada familia que logran reunir, las comunidades fronterizas están demostrando lo que parece responder a la necesidad humanitaria.

«El Valle del Río Grande está rodeado por el muro fronterizo por un lado y los puestos de control destinados a separar a toda una comunidad fronteriza del resto de la nación. LUPE trabaja con la comunidad de inmigrantes de bajos ingresos que ha decidido emigrar a los Estados Unidos para una mejor forma de vida. Han sido 15 años de trabajo en esta área, la más pobre de la nación, pero rica en cultura y resiliencia». «Pero el presidente está ignorando sus responsabilidades humanitarias. Él está utilizando niños y otras personas vulnerables para fabricar una crisis en la frontera sur. Es una estratagema cínica para presionar por más dinero y más autoridad legal para encerrar a las familias y los niños, excluir a los solicitantes de asilo y construir muros fronterizos dañinos y derrochadores. Y es su principal estrategia de reelección para 2020», señaló el vocero de LUPE.

Comparte tu opinión.