Perderían 22 millones seguro médico

(Redacción)

El nuevo plan republicano de reforma de salud, que se encuentra en discusión en el Senado, apoyado por la administración del presidente Donald Trump que reemplazaría al Obamacare, aumentaría el universo de la población sin seguro médico en 22 millones de personas en una década, dio a conocer el congresista Henry Cuéllar, en coincidencia con el reporte de un organismo legislativo.
La actual acta de salud no es perfecta, pero ha logrado mejorar la vida en muchos sentidos de los miembros de la comunidad en Texas. Necesitamos dejar lo que funciona y arreglar lo que no sirve en forma bipartidista, expresó el legislador en un comunicado.
Hasta el momento, cinco senadores republicanos, Ted Cruz, Rand Paul, Mike Lee, Ron Johnson y Dean Heller, rechazan por diferentes motivos la propuesta del líder republicano Mitch McConnell.
Los republicanos, que tenían el martes 52 de los 100 escaños del Senado, sólo pueden perder dos senadores de su partido si desean aprobar la iniciativa de ley.
Por otra parte, la Oficina de Presupuesto del Congreso (CBO), de carácter no partidista, estimó asimismo que la iniciativa de ley reduciría el déficit federal en 321 mil millones de dólares para el año 2026.
Por comparación, la versión de los republicanos de la Cámara de Representantes aumentaría el número de personas en 23 millones en una década y sólo reduciría el déficit federal en 119 mil millones de dólares.
La estimación de la CBO fue vista como malas noticias para el liderazgo republicano del Senado, toda vez que la propuesta de ley enfrenta no sólo la oposición unánime de los senadores demócratas, sino de al menos cinco senadores republicanos.
El plan de salud republicano, denunciado por los demócratas como “un disfraz para transferir recortes de impuestos a los más ricos”, establece un nuevo sistema que sustituye los subsidios directos de Obamacare por créditos fiscales para las personas de más bajos ingresos.
Asimismo, recorta la expansión del Medicaid, a pesar de que beneficia a los 74 millones de estadounidenses más pobres. En contraste, el plan republicano conserva dos de los pilares de Obamacare, la cobertura para hijos menores a los 26 años y apoyo parcial a personas con enfermedades preexistentes.
Pero el presupuesto de la CBO generó expresiones de preocupación entre otros senadores republicanos que buscan hacer más accesible la cobertura médica para los estadounidenses.
Los republicanos desean aprobar su versión de la reforma antes del viernes, cuando inicia un periodo de receso por el feriado del Día de la Independencia el 4 de julio, pero no la presentarán al pleno hasta tener garantía de que cuentan con los votos suficientes.

Comparte tu opinión.