Ronquido en menores de edad, señal de problemas de salud

México, (Notimex).- La presencia de ronquido en niños menores de 12 años, es una señal de problemas de salud, porque provoca una mala calidad de vida y la aparición de dificultades cardiopulmonares, alertó la especialista y académica de la Universidad del Valle de México, Milagros Neumann.

El ronquido es reconocido como una respiración ruidosa y forzada por parte del paciente durante el sueño, que puede ir acompañada de respiración bucal y es ocasionada por la obstrucción de vías aéreas superiores.

“Cuando un niño ronca frecuentemente se asocia con que ´ronca como su papá´ o que es hereditario, sin embargo, no se trata de una situación de herencia o carácter familiar, sino de un problema de salud que puede ser controlado”, indicó.

En un comunicado, la pediatra neumóloga dijo que este problema se presenta en niños de edad prescolar y escolar antes de los 12 años y es debido a que en esta etapa los menores están expuestos a virus o bacterias, mientras que su sistema inmune está en proceso de madurez.

Entre las patologías asociadas al ronquido se encuentran la hipertrofia de amígdalas, de cornetes y de adenoides, es decir, el desarrollo del tejido linfoide lo cual reduce el espacio para la salida del aire o por procesos inflamatorios crónicos como la rinitis alérgica.

Otro de los problemas de salud asociados es la obesidad, en este caso son afectadas las vías aéreas inferiores ya que por el peso del tejido blando y flexión del cuello generan aplastamiento de la tráquea lo cual también aumenta la resistencia al paso de aire.

La especialista advirtió que durante la noche los niños que roncan no tienen la ventilación adecuada y tienen menor oxigenación lo que provoca que el corazón y el pulmón tengan un exceso de trabajo.

“Esta situación en el futuro puede ocasionar hipertensión pulmonar por el aumento de presión de arterias pulmonares y a mediano plazo el deterioro en la función del corazón”, resaltó.

Además de que se generan alteraciones del sueño como apnea del sueño, en algunas ocasiones puede manifestarse el TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad) y de desvío de dientes que no mejora completamente con terapia de ortodoncia o la prolonga en el tiempo.

Por ello recomendó que si un niño tiene problema de ronquido es necesario que los padres lo atiendan a través de un médico pediatra, quien tiene la capacidad de identificar la causa e iniciar el tratamiento de acuerdo al problema específico que presente el menor.

Neumann puntualizó que en el caso de alergias se puede controlar mediante medicamento, la obesidad a través de un tratamiento nutricional, pero en el caso de hipertrofia de estructuras linfoides se inicia el tratamiento con medicamento.

“En ocasiones las estructuras son tan grandes que es necesario una intervención quirúrgica para quitar las estructuras que obstruyen el ingreso del aire”, concluyó.

Finalmente, la doctora Neumann recomendó como medida de prevención, vigilar a los niños que tienen antecedentes de familiares con alergias o niños que hayan presentado alergias en piel o sistema digestivo antes de los dos años porque estos casos son más propensos a presentar alergias respiratorias.

También se debe vigilar a los menores que presentan enfermedades respiratorias constantes y por periodos largos ya que pueden originar alteraciones en la producción de moco y de la actividad de los cilios como sistema de limpieza de la vía aérea.

Comparte tu opinión.