Beckham afronta este jueves una votación clave para su estadio en Miami

0
361
Fotografía de archivo en la que se registró al exfutbolista y empresario deportivo inglés David Beckham, en Zúrich (Suiza). EFE/Juanjo Guillén

Miami (EE.UU.), (EFE).- El exfutbolista inglés David Beckham y el empresario Jorge Mas afrontan este jueves un día clave en la construcción del estadio para el Inter Miami, aunque aumentan las presiones para que el acuerdo no se concrete.
Los comisionados (concejales) de la ciudad de Miami tienen previsto votar este jueves si aceptan el plan propuesto por los dueños del Inter Miami, que llevan años buscando una localización para su estadio en la ciudad.
Tras dos intentos fallidos, propusieron construir un estadio con capacidad para unos 25.000 espectadores junto al aeropuerto de Miami, pero también un edificio de oficinas, un hotel, un área comercial y un complejo deportivo.
Pero no lo tienen fácil. De los cinco comisionados, uno de ellos ya anunció su rechazo al proyecto, por lo que necesitan todos los votos restantes a su favor para que el plan siga adelante.
Y las presiones en contra del proyecto son cada vez mayores.
A un corto documental del cineasta Billy Corben crítico con el proyecto hay que sumar que la aspirante demócrata a la Gobernación de Florida, Nikki Fried, puso esta semana en duda que un acuerdo de esta “magnitud” deba hacerse cuando los ciudadanos lo que necesitan es ayuda para afrontar el aumento del coste de vida y los altos precios de la vivienda.
A las críticas se sumaron además dos antiguos gerentes de la ciudad, Daniel Alfonso y Emilio González, quien participó en las negociaciones del acuerdo.
Alfonso y González indicaron al diario Miami Herald que las cifras del acuerdo económico deberían revisarse al alza, para acompañar así el incremento del valor de los terrenos en la ciudad.
El contrato otorgaría al Inter Miami FC el arrendamiento durante 99 años de un terreno cercano al aeropuerto en el que existe hoy en día un campo de golf llamado Melreese Country Club.
El proyecto actual establece un alquiler a partir de 3,57 millones de dólares o el 5 % de los ingresos brutos de la operación y los aumentos de la renta no deberían exceder el 4 % cada año.
Los electores de Miami aprobaron en 2018 otorgar al Inter Miami los derechos exclusivos del terreno, pero para algunos esas cifras se quedaron anticuadas y ahora, para cerrar el acuerdo, se requiere la aprobación de cuatro de los cinco comisionados de la ciudad.
Como el estadio en Miami no se concretaba, el club decidió trasladarse hace dos años a la cercana ciudad de Fort Lauderdale, que sigue muy atenta lo que sucede unos 40 kilómetros al sur para intentar que el Inter Miami se quede de manera definitiva en esta ciudad turística e incluso cambiar su nombre.
A pesar de la expectación sobre la reunión de este jueves, existe la posibilidad de que la votación se posponga por cuarta ocasión, dado que no se espera que esté lista la nueva evaluación del valor de los terrenos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here