Exalumna de TSC trabaja para mejorar el acceso a la educación superior

Delia Sáenz fue nombrada por la Mesa Directiva de Texas Southmost College para llenar el vacante Lugar 4 en agosto de 2019. Actualmente, Sáenz está sirviendo su primer mandato electo y está preparada para continuar el trabajo que empezó para mejorar el acceso a la educación superior.

A través de cambio positivo

 

Brownsville, Texas – Sirviendo su primer mandato como una miembro elegida a la Mesa Directiva de Texas Southmost College, Delia Sáenz está preparada para continuar el trabajo que empezó para mejorar el acceso a la educación superior.

 

La originaria de Brownsville ha trabajado por más de tres décadas en educación y dice que fue inspirada por el gran trabajo en TSC para llenar el vacante Lugar 4 en la mesa directiva. Sáenz fue nombrada a la Mesa Directiva de TSC para llenar el puesto en agosto de 2019.

 

“El lugar necesitaba ser ocupada, así que cuando se me acercó, acepté el desafío porque ésta era mi oportunidad de regresarle algo a nuestras comunidades”, dijo Sáenz. “Todo empezó para mí aquí mismo en TSC, y quiero asegurar de que todos tengan la misma oportunidad de cambiar la vida como yo tuve”.

 

Sáenz graduó con un título asociado de TSC en 1971. Luego obtuvo una licenciatura en educación en 1973 de Texas A&I University en Kingsville, lanzando una carrera de 30 años en educación.

 

Como la mayor de siete hermanos y la primera en su familia en asistir y graduar de la universidad, siempre fue la meta de Sáenz en obtener una educación y ser un ejemplo.

 

“Siempre escuché de mi tía, ‘mijita, tu puedes hacerlo’”, dijo Sáenz. “Fue ese ánimo y apoyo que hizo toda la diferencia para mí y mis hermanos. Entonces, dedicando mi carrera a mis estudiantes y sus futuros, y ser esa ayuda para muchos es apropiado”.

 

Inmediatamente después de obtener sus títulos, ella se convirtió en una maestra bilingüe de primaria en Brownsville. Después, Sáenz se mudó a Austin donde enseñó por tres años mientras su esposo estudiaba leyes, y luego regresó a Brownsville, donde ella continuó enseñando durante 21 años.

 

“El haber crecido, asistido a la escuela y trabajado en Brownsville por 21 años, yo sé que importante es animar y apoyar a los niños de nuestras comunidades en conseguir una educación superior”, dijo Sáenz. “La mayor parte del tiempo nuestros estudiantes están rompiendo barreras para sus familias, y ellos necesitan de nuestro apoyo y aliento”.

 

Durante el término de Sáenz, ella ha trabajado de cerca con sus colegas de la mesa directiva y el liderazgo del colegio para asegurar que TSC recibe su reaccreditación de la Southern Association of Colleges and Schools Commission on Colleges (SACSCOC, por sus siglas en inglés), continua ofreciendo una educación asequible al mantener la colegiatura baja, aprobó deducciones en la colegiatura para ayudar a los estudiantes quedarse en la escuela durante la pandemia global y aprobó nuevos programas, y renovaciones y mejoras del campus.

 

Pero lo que Sáenz dice que es lo más gratificante como una miembro de la mesa directiva es la misma cosa que fue gratificante durante su tiempo en el salón de clases – ver a los estudiantes mejorar, crecer, aprender y finalmente graduar. Dijo, “Ahí es cuando sabes que has hecho la diferencia en la vida de los estudiantes y eso me llena el corazón de felicidad”.

 

Sáenz dijo que mucho ha cambiado en TSC desde que ella piso el campus por primera vez como estudiante.

 

“TSC ha crecido tanto, desde el tamaño del campus a los programas que se ofrecen, y sigue creciendo para beneficiar a los estudiantes y a las comunidades”, dijo Sáenz. “Como una miembro de la mesa directiva, yo voy a continuar a trabajar duro para estos cambios positivos que nos capacitan para mejor servir al Bajo Valle del Río Grande”.

DEJA UNA RESPUESTA