El Periódico USA | En español del Rio Grande Valley, Texas.

España apuesta por “acelerar” relación con México pese a la polémica “pausa”

El ministro español de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares (i), saluda al canciller mexicano, Marcelo Ebrard, durante una firma de acuerdos hoy, en la Secretaria de Relaciones Exteriores de la Ciudad de México (México). EFE/Mario Guzmán

Ciudad de México, (EFE).- El ministro español de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, propuso este miércoles “acelerar” la relación con México a pesar de la “pausa” con la que el presidente Andrés Manuel López Obrador pretende marcar los sólidos vínculos bilaterales.
“No sé muy bien qué quiere decir pausa, en cualquier caso mi visita hoy en día lo que hace es acelerar esa relación, que no es nada nuevo, se acelera ya desde hace muchos años, año a año hay más españoles en México y más mexicanos en España”, declaró Albares en una reunión con medios.
El ministro español firmó “varios acuerdos para relanzar nuevos aspectos” en un encuentro con su homólogo mexicano, Marcelo Ebrard, con quien destacó coincidencias en el combate a la pandemia de covid-19, la condena de la invasión de Rusia a Ucrania y la importancia del comercio entre la Unión Europea (UE) y México.
“Hemos desgranado todas las medidas que vamos a tomar para seguir acelerando la relación entre España y México, que por otro lado no necesita ninguna aceleración porque ya tiene una enorme densidad al respecto”, explicó.
En la declaración conjunta, México y España acordaron preparar la nueva reunión de la comisión binacional, acciones concretas conjuntas para el Plan de Desarrollo Integral en Centroamérica, revitalizar la Conferencia Iberoamericana y la firma de cuatro acuerdos de cooperación.
LA SOMBRA DE LA “PAUSA”
Sin embargo, mientras iniciaba la visita de Albares a México, el presidente López Obrador insistió en su conferencia matutina en su propuesta de “pausar” la relación con España por los “abusos” y “corrupción” que él percibe de las empresas españolas con gobiernos anteriores.
“Cuando hablo de pausa es para que políticamente se internalice una realidad, la relación anterior con España estuvo caracterizada por el abuso de empresas españolas en nuestro país y aunque cuesta mucho trabajo que se acepte, que se comprenda, México no es tierra de conquista”, reiteró.
El mandatario expresó que Albares es “bienvenido” porque el Gobierno va “a buscar restablecer por completo, por entero, las relaciones”, pero cuando España “entienda” que México “vive en una etapa nueva”.
“No tenemos motivo para que haya ruptura de relaciones, es nada más vamos a reflexionar sobre cómo ha sido nuestra relación o cómo fue la relación bajo el periodo neoliberal porque ya no puede ser lo mismo y lo están entendiendo muy bien”, dijo.
“ENTRAÑABLES RELACIONES”
En contraste con el discurso del presidente, el canciller de México destacó las “entrañables relaciones” entre ambos países en el almuerzo conjunto.
“Tenemos un futuro promisorio en nuestras relaciones, ante nuestras posibilidades, compartimos agenda, incluso hace un momento hemos firmado algunos instrumentos que tienen que ver con temas en los que coincidimos”, comentó Ebrard a la prensa.
El líder del oficialismo en el Senado, Ricardo Monreal, manifestó su “apuesta por el diálogo para enfrentar los retos”, tras la reunión con el ministro español.
“La relación binacional de amistad y de respeto es inalterable”, expresó el también presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) del Senado.
ALBARES REIVINDICA LA INVERSIÓN
Sin referirse a las críticas que López Obrador ha hecho a las empresas del sector energía, comercio y turismo, el ministro Albares argumentó que México “de lejos, es el principal socio comercial de América Latina”.
El ministro resaltó que España es el segundo inversor extranjero en México con 7.000 empresas españolas que crean 300.000 empleos directos y un millón indirectos.
Además, existen 500 empresas mexicanas en España, donde el país latinoamericano es el sexto inversor.
“Una relación que, desde el punto de vista español, solo puedo calificar de relación privilegiada, una relación mutuamente beneficiosa porque España, los españoles, las empresas españolas, siempre hemos creído en México”, afirmó en su almuerzo con Ebrard.
En su intervención en el Senado, Albares ofreció que España “apoyará los esfuerzos” para concretar la modernización del Acuerdo Global entre México y la Unión Europea, cuya negociación terminó en 2020, pero está pendiente de ratificarse.
Aun así, pidió “seguridad jurídica” y leyes “compatibles” que apoyen el Acuerdo.
“Nosotros abogamos por una consolidación de un marco que dé seguridad jurídica a nuestros ciudadanos, a nuestras empresas, y dé también seguridad a la Unión Europea”, declaró.
La agenda del ministro también incluyó una reunión con Cámara de Comercio de España en México (Camescom), una rueda de prensa programada para la tarde en la Embajada y un encuentro con la colectividad española en México, donde viven 150.000 españoles.

Exit mobile version