Ibaka y su futuro en Clippers:”Lo dejo en las manos de Dios pase lo que pase”

0
123
Los Angeles (Estados Unidos) EFE/EPA/ETIENNE LAURENT

Los Ángeles (EE.UU.), (EFE).- Serge Ibaka firmó su mejor partido en lo que va de temporada y, tras el encuentro, abordó ante los medios su irregular presencia este curso en Los Angeles Clippers, una circunstancia que quizá le podría llevar a otro equipo antes de que acabe el mercado de fichajes.
Cuestionado por un periodista sobre si estaría satisfecho siendo el tercer pívot de los Clippers (tras Ivica Zubac e Isaiah Hartenstein) una vez que se cierre el mercado de la NBA (10 de febrero), Ibaka respondió primero con un suspiro y luego reflexionó sobre lo que puede y no puede controlar.
“Yo dejo todo en las manos de Dios pase lo que pase”, apuntó.
“Yo creo en Dios y todo lo que puedo hacer es cumplir con mi parte: ser profesional, seguir trabajando, cuidar de mi cuerpo y de mi mente. Eso es todo lo que puedo controlar”, añadió.
Ibaka tuvo una fantástica actuación esta noche en la victoria que los Clippers lograron “in extremis” ante Los Angeles Lakers (111-110) gracias a una canasta a falta de 4 segundos de Reggie Jackson.
El pívot español sumó 20 puntos (9 de 15 en tiros), 8 rebotes, 2 asistencias y 2 tapones en 34 minutos saliendo como titular.
Tras volver de su lesión de espalda que solo le permitió jugar 43 partidos en la pasada temporada, Ibaka ha entrado de manera irregular en la rotación de los Clippers este curso y se ha visto a menudo adelantado por Zubac y Hartenstein en el juego interior de los angelinos.
Por ejemplo, Ibaka fue titular esta noche ante los Lakers y el pasado lunes ante los Indiana Pacers (14 puntos y 11 rebotes jugando 22 minutos) debido a la ausencia de Zubac, pero en los tres anteriores encuentros de los Clippers fue reserva y no superó los 7 minutos en cancha.
El contrato de Ibaka incluía una opción de rescisión tras su primer año que el jugador podía haber ejercido para irse de los Clippers.
Decidió entonces continuar en la franquicia angelina, pero ahora circulan rumores de la NBA que le sitúan fuera de los Clippers antes de que se llegue a la fecha límite de traspasos de esta temporada.
Ibaka, de 32 años, está promediando 6,6 puntos, 4,2 rebotes y una asistencia en 15,3 minutos por encuentro, sus cifras más bajas desde su temporada de novato con los Oklahoma City Thunder en 2009-2010.
“Estoy recuperando mi ritmo. Sabía que esto me iba a llevar un tiempo”, apuntó Ibaka sobre su rendimiento.
El pívot admitió que tuvo que adaptarse al rol secundario que le ha tocado desempeñar este año en el equipo dirigido por Tyronn Lue.
“Es lo que hay. Todo lo que puedo hacer es seguir trabajando para estar listo”, comentó.
En cualquier caso, Ibaka dijo con una sonrisa que la de hoy fue “una buena victoria” y subrayó que los Clippers están haciendo un gran trabajo durante las ausencias por lesión de sus dos estrellas, Kawhi Leonard y Paul George.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here