Senador estatal de Texas renuncia tras ser declarado culpable de fraude

0
95

Dallas, (Notimex).- El senador estatal demócrata, Carlos Uresti, anunció su renuncia al cargo este lunes, cuatro meses después de ser declarado culpable por una Corte Federal de San Antonio de conspiración, fraude y lavado de dinero.

Uresti informó a través de su página en Facebook que su renuncia entrará en vigor el jueves y se refirió a sus condenas por delitos graves como “el proceso para garantizar que se haga justicia”.

“Como saben, estoy en el proceso de garantizar que se haga justicia. Los eventos recientes han tenido un impacto significativo en mi vida, mi familia y mis electores. Necesito atender mis asuntos personales y cuidar adecuadamente a mi familia”, señaló.

“Entonces, teniendo en cuenta los mejores intereses de mis electores y mi familia, creo que es más prudente que renuncie a mi cargo de elección para centrarme en estos asuntos importantes”.

Uresti informó que pidió al gobernador de Texas, Greg Abbott, que celebrara una elección especial para ocupar su escaño durante las elecciones generales del próximo seis de noviembre, para no gastar más dinero de lo necesario.

De acuerdo con el vocero del Secretario de Estado de Texas, Sam Taylor, la renuncia debe ser primero aceptada por la autoridad a la que fue sometida, o automáticamente entra en vigencia luego de ocho días. Una vez que la renuncia es oficial, el gobernador tiene 20 días para convocar una elección especial.

En febrero pasado, un jurado federal declaró a Uresti culpable de conspiración, fraude y lavado de dinero, por defraudar a inversionistas en la extinta compañía FourWinds Logistics, proveedora de arena para las empresas de fracturación hidráulica (fracking) antes de que la empresa colapsara en 2015.

Uresti, de 54 años, fue declarado culpable de 11 cargos criminales en relación con la estafa y enfrenta una sentencia de hasta 100 años de cárcel y millones de dólares en multas.

El senador José Rodríguez, presidente del Caucus Demócrata del Senado de Texas, había pedido a Uresti que renunciara después de que la Corte determinó su culpabilidad.

El Senado tenía el poder de destituirlo del cargo con un voto de dos tercios si el senador no renunciaba.